Amenazan con Acciones Legales

Carta De Rechazo a La Resolución De Revocación De La Zona
De Interés Turístico De La Comuna De Cochamó

Estimados Sr. José Luis Uriarte Campos, Subsecretario de Turismo y Sra. Andrea Wolleter Eyheramendy, Directora del Servicio Nacional de Turismo,

De: Organizaciones Firmantes

Desde hace más de siete años, las asociaciones y pequeños empresarios del rubro del turismo de la comuna de Cochamó, hemos visto con asombro la desprolijidad con que el Gobierno Regional, y específicamente el Servicio Nacional de Turismo y su oficina Regional, han liderado la actualización de la Zona de Interés Turística en nuestra comuna, resultando en un largo y equívoco proceso administrativo, que se inició el año 2013.

Andrea Wolleter, Directora de Sernatur

Esto llegó a su punto máximo de desorganización cuando el pasado 17 de agosto, por medio de una resolución, la Directora de Turismo, Andrea Wolleter, decidió revocar la Zona de Interés Turístico de las cuencas de los ríos Puelo y Cochamó, citando el Decreto N°30, el que establece en su artículo 1 transitorio, que “dentro del plazo de 36 meses, contados desde la publicación de este reglamento, las Zonas de Interés Turístico declaradas bajo el amparo del Decreto ley N°1.224, de 1975, deberán iniciar formalmente un proceso de actualización, según el procedimiento establecido en el presente reglamento”, esto es a contar del 2 de diciembre de 2016 y hasta el 2 de diciembre de 2019.

Tanto la comunidad como el gobierno han invertido tiempo y recursos públicos (cerca de 50 millones de pesos) en los procesos de actualización de la ZOIT de Cochamó. Estos esfuerzos han sido reconocidos por las instituciones públicas e incluso son citados como consideraciones en dicha resolución.

El brasilero Tomaz Kampf escala la vía Pegadito a La Pared en el Valle Cochamó, un destino túristico reconocido en todo el mundo por sus paredes de granito, trekking, cascadas y alerces. Foto por Valentín Barchi.

La resolución mencionada carece de toda lógica, ya que tanto la comunidad como el gobierno han invertido tiempo y recursos públicos (cerca de 50 millones de pesos) en los procesos de actualización de la ZOIT de Cochamó. Estos esfuerzos han sido reconocidos por las instituciones públicas e incluso son citados como consideraciones en dicha resolución. Paralela a la resolución anteriormente mencionada, con fecha 19 de agosto de 2020, mediante Resolución Administrativa Exenta N°144 de la Subsecretaría de Turismo, se admite a tramitación una nueva ZOIT para el Río Puelo, Cochamó y Hualaihué, desconociendo por lo tanto, todo el proceso de actualización en curso.

La decisión de SERNATUR es contraproducente y carente de toda lógica jurídica.

Esta resolución resulta ser una decisión contraproducente y carente de toda lógica jurídica, ya que el reglamento ZOIT indica textualmente “que se deberá iniciar formalmente un proceso de actualización”, y no especifica que la actualización deba estar completamente aprobada o ejecutada al momento de cumplirse el plazo establecido.

Estas dos imágenes del Valle Cochamó siquen siendo usada por Sernatur para celebrar y publicar uno de los tantos premios de naturaleza.
"Ahora nos quita la denominación Zona de Interés de Turismo. Vecinos de Cochamó se sienten engañados por Sernatur." - Junto de Vecinos Cochamó.

Es importante mencionar además que si no existiera un cumplimiento óptimo de los procesos y plazos, sería por falla de los organismos públicos y de la Municipalidad, quienes son los que debieran velar por la correcta implementación dela herramienta ZOIT, y estos errores no han sido, en ningún caso, causados por falta de voluntad o gestión de los emprendedores turísticos, que han participado activamente de todas las instancias que amerita el proceso de vigencia y actualización.

Tenemos la certeza que con la apertura de un nuevo proceso administrativo, los esfuerzos que por años se han llevado adelante para mantener y actualizar la declaratoria en la comuna, se vuelven aún más engorrosos y confusos, dejando sin herramienta de fomento y participación al territorio por un tiempo indefinido.

Además de no reconocer que el proceso de actualización de la Zoit estaba completamente iniciado al momento de dictarse la revocación, se suma la falta de criterio y desconocimiento de la realidad territorial de la Subsecretaría de Turismo,que abrió un proceso de Consulta Ciudadana vía online, que termina el 15 de octubre de 2020, en una de las comunas más aisladas de nuestro país. Le recordamos a las autoridades que en Cochamó no existe señal de teléfono en gran parte del territorio y menos acceso a internet o computadores; adicionalmente, debido a la pandemia, gran parte de los emprendedores y ciudadanos se les hace imposible poder viajar hasta el pueblo a participar de dicha consulta, por consiguiente el proceso citado es poco representativo, impide la participación y no considera la realidad comunal ni tampoco la situación sanitaria a nivel global.

Emprendedores turísticos de la comuna manifestamos que estamos siendo directamente afectados por las decisiones arbitrarias y desacertadas de las autoridades, en medio de una crisis económica que ha golpeado fuertemente a esta industria en nuestra comuna.

La gente de Cochamó comunica su fuerte oposición de la bajada de la ZOIT durante una reunión sobre la ZOIT en 2019.

Teniendo en cuenta los antecedentes anteriormente mencionados, los emprendedores turísticos de la comuna manifestamos que estamos siendo directamente afectados por las decisiones arbitrarias y desacertadas de las autoridades, en medio de una crisis económica que ha golpeado fuertemente a esta industria en nuestra comuna, el país y el mundo.

Manifiestan enfáticamente su profundo descontento con el actuar de las autoridades, evidenciando el abandono con el cual se pretenden desarrollar políticas públicas en el territorio.

De este modo, el conjunto de organizaciones que firman esta carta, manifiestan enfáticamente su profundo descontento con el actuar de las autoridades, evidenciando el abandono con el cual se pretenden desarrollar políticas públicas en el territorio.

Solicitamos al Subsecretario de Turismo, Sr. José Luis Uriarte Campos, y a la Directora del Servicio Nacional de Turismo, Sra. Andrea Wolleter Eyheramendy, reconsiderarlos antecedentes presentados ya que las resoluciones citadas, además de estar fuera de la ley, no se relacionan en lo absoluto con la historia de los emprendedores turísticos y la vocación del territorio.

Manifestamos nuestro interés de iniciar acciones legales, en contra de quienes resulten responsables por los perjuicios de estas medidas, evidenciando que estas resoluciones, sobretodo la de revocación de la ZOIT

Instamos a las autoridades a dar respuesta inmediata a nuestra solicitud y manifestamos nuestro interés de iniciar acciones legales, en contra de quienes resulten responsables por los perjuicios de estas medidas, evidenciando que estas resoluciones, sobretodo la de revocación de la ZOIT, no fueron dictadas de acuerdo a la legislación vigente.

Firma:

  • Organización Pueblo del Río Puelo
  • Asociación Gremial de Turismo de Cochamó
  • Agrupación Destino Cochamó
  • Agrupación de Guías Locales de Pesca Recreativa Río Manso
  • JJVV N°6 de Cochamó
  • Organización Valle Cochamó
  • Arrieros del Valle Cochamó
  • Apiturismo y Sendero Familiar
  • JJVV N°1 de Río Puelo
  • ONG Puelo Patagonia
  • JJVV N°25 Unión Las Rosas
  • ONG Geute Conservación Sur
  • ONG Permacultura Río Puelo
  • Comunidad Indígena Antu Lemu del Valle
  • Club Ventisquero
  • Multigremial de Turismo Región de Los Lagos

DISTRIBUCIÓN:

Subsecretaría de Turismo
Sernatur Dirección Nacional
Sernatur región Los Lagos
Ministerio de Economía, Fomento y Turismo
Municipalidad de Cochamó

Imágenes Seleccionadas 1 / 2

Valle Cochamó, Chile

Por Bruna Garretón
Fotografías: Francisco Muñoz

En medio de esta pandemia, en donde quienes tenemos el privilegio de poder estar en casa teletrabajando o en aislamiento voluntario a veces soñamos con el regreso libre a la Naturaleza, quisiera dejar una reflexión para tan anhelado momento futuro.

En 1860, George Catlin (de los primeros en describir a los aborígenes de América del Norte) escribió:

“Buena parte de lo agreste y lo montaraz en la obra de la naturaleza está condenado a desaparecer ante las devastadoras manos del hombre. Así, entre las huestes de lo viviente hallamos a menudo nobles estampas o hermosos colores que suscitan nuestra admiración  y ponemos empeño en preservarlos con su primitiva rusticidad”.

No podemos olvidar que lo que hoy nos tiene confinados, es lo que la ciencia nos dijo hace décadas:

La crisis socioambiental traerá amenazas para la vida humana tal y como la conocemos hasta ahora.

Pandemias, cambio climático, derretimiento de glaciares, cambios en los regímenes de precipitaciones, entre muchas más, parecieran ser “amenazas”, cuando en realidad, tal como nos lo dijo Catlin, la verdadera amenaza para la vida en la Tierra somos los seres humanos. Sin mencionar la desigualdad en comunidades y grupos vulnerables:nunca olvidar que estamos en una crisis SOCIOambiental.

El Antropoceno

Estamos en el Antropoceno, la era geológica en la que el ser humano dejó una huella imborrable sobre la faz de la Tierra. Y en este momento histórico, en medio de toda la incertidumbre por la crisis sanitaria del COVID19, tenemos la hermosa oportunidad obligatoria de pausa y reflexión profunda: ¿Realmente queremos regresar a los hábitos y conductas que nos trajeron hasta el presente? ¿Y si mejor co-habitamos en armonía con la Naturaleza?.

Este verano pude volver por séptima vez a escalar en Cochamó, Región de Los Lagos, Chile. La primera vez que subí a La Junta fue hace 20 años, en modo vacaciones familiares cuando los toboganes aún eran secretos. Mucho barro, aventuras, cruce de ríos, camping y caminatas por el bosque sureño. ¡Imposible olvidar mi primera sanguijuela! Siempre me maravilló la perfección de la naturaleza.

Bruna Garretón en un vía en el Anfiteatro - Valle Cochamó.

Hace 10 años fue la primera vez que escalé en Pared Seca y los sectores deportivos. En visitas posteriores, en medio de caminatas con peso para entrenar las piernas y aproximarme a sectores más altos vinieron las primeras escaladas en tradicional. Conocí el Valle del Trinidad, el Anfiteatro, Matelandia, el Cerro Arcoíris, di la vuelta larga por el Paso El León y crucé a Argentina. Siempre aprendiendo a observar, reconocer especies de flora y fauna, respetar el silencio para escuchar aves, la lluvia intensa, descansos en el bosque y observar las estrellas en las noches de fogón.

Durante estas sucesivas visitas al valle, he podido ver cómo ha cambiado la afluencia y comportamientos de visitantes. Pese al esfuerzo y organización de algunos dueños para poner capacidad de carga máxima y limitar el acceso, aún no entendemos que nuestra visita perturba negativamente a los habitantes. Y con habitantes me refiero a concones, ranitas, chucaos, peces, huillines, cóndores, alerces, helechos, coicopihues, arrieros y lugareños y cuidadores…

Salirse del sendero, subir escuchando música a todo volúmen, gritarle a todo pulmón a tu cordada, dormir y acampar en lugares no establecidos, el uso que hacemos de los cuerpos de agua, realizar excursiones sin tomar en serio la preparación e información previa, no poner en práctica los principios de “no deje rastro”, y un laaaaargo etc, ponen de manifiesto nuestra real desconexión con los ecosistemas que permiten nuestra existencia.

Hasta hace algunos años, para comenzar el sendero había que caminar desde el puente. Hoy llegan varios buses al día hasta el inicio mismo del sendero. Cochamó es un destino mundial de escalada en roca, el “Yosemite chileno”, pero sin el ruidos de motores y urbe de su símil norteamericano. También sus apariciones en redes sociales, hacen que cada año más gente quiera ir a realizar los trekking de Cochamó y regresar con sus fotos propias en tan magnífico lugar. Durante Enero y Febrero, los campings llegan a su capacidad máxima con el peak de visitantes… ¿Y el resto del año? Seguramente la resiliencia de sus habitantes atenúa y se recuperan del impacto de la temporada alta.

Debemos cuestionar nuestro actuar

La resiliencia ecosistémica planetaria se vincula con la capacidad de la Naturaleza de recuperarse y repararse año a año. De las definiciones más simples que existen de Naturaleza está mi preferida de Edward O. Wilson de 1984:

“La Naturaleza es la parte del medio ambiente original y de sus formas de vida que perdura después de sufrir el impacto de la acción humana. Abarca todo lo que en el planeta Tierra no tiene necesidad de nosotros y es autónomo”.

Si en realidad queremos tener la oportunidad de (re)visitar lugares que, como dice Catlin, inconscientemente nos nazca querer preservar, debemos cuestionar nuestro actuar. No solo mientras dura nuestra visita, sino durante todo el resto del año.

Todos los días, nuestras decisiones cotidianas de consumo, nuestro involucramiento con la comunidad que formamos parte, nuestra participación en la toma de decisiones, a quién entregamos nuestro dinero, las actividades que realizamos o dejamos de realizar, cómo y de qué nos alimentamos, qué industrias y modelos de desarrollo apoyamos, son todas algunas de las formas en las que marcamos nuestra huella en este mundo.

También podemos reflexionar respecto al cambio hoy tan necesario: cambiar la lógica EGOsistémica hacia un paradigma ECOsistémico, en donde el ser humano es parte de la red, y no dueño de los “recursos naturales”.

Co-habitar colaborativamente

E. Wilson es claro y simple: la Tierra no tiene necesidad de nosotros. La vida en este planeta continuará de todas formas, y estamos en medio de una crisis mundial que nos entrega la opción de poder pensar y decidir si queremos continuar formando parte de la Naturaleza. La dominación ilusoria que nos trajo hasta el presente no da más. Toda civilización pasada que ha degradado el medioambiente se ha desmoronado.

Letreros para cuidado de Cochamó puestos por la Organización Valle Cochamó.

El ahuyentar a gritos a un Cóndor en pleno vuelo mientras escalamos una gran pared o recorremos un sendero de altura en Cochamó es señal de desconexión y una falta de respeto hacia nosotras/os mismas/os, pues formamos parte de la compleja trama que nos permite visitar lugares como el Valle de La Junta en Cochamó.

Hagamos las paces con nuestra naturaleza humana y en esta pausa obligada, dialoguemos colaborativamente en todos los espacios que nos sea posible, sobre el cómo decidiremos co-habitar cuando podamos volver a salir.

Es una invitación proactiva a empoderarnos en todo aquello que nos importe y que hemos detectado nos es esencial en estos momentos críticos. Involucrarnos activamente en nuestros entornos directos, y desde la reflexión profunda por la movilización interna de nuestros sentimientos, pasar a la acción.

La Naturaleza continúa. Entendamos que no la “visitamos” ni tampoco está allá afuera. Formamos parte y somos Naturaleza. Mal que mal, somos un ecosistema de microorganismos…

Queda abierta la invitación, ¡nos vemos en algún sendero!

Bruna Garretón es una Ing.Agrónoma en gestión ambiental. Alimentación Sustentable 🍓Es Veggie, escaladora y eskiadora. Trabaja en la Cátedra de Sustentabilidad de la UC, y es presidenta de Huellas Verdes Cop.

Una muy empinada subida y sus impresionantes vistas

Durante la última decada, se ha incrementado significativamente la cantidad de visitantes que acampan en los valles de altura de Anfiteatro, Trinidad, Paloma y Arco Iris, resultando en impactos negativos a los ecosistemas particulares de cada valle y cerros como el Arco Iris. En respuesta a esta problemática, dos organizaciones sin fines de lucro (Organización Valle Cochamó y Friends of Cochamó), junto con vecinos, propietarios, escaladores y otros operadores turísticos están apoyando una campaña para minimizar estos impactos. Se han implementado las siguientes pautas:

  • Solo vivac temporarios - no carpas. Acampar en los valles de altura solo cuando es necesario como parte de la logística para escaladas de multilargo que no se pueden realizar saliendo desde los campamentos del sector La Junta.
  • Mantén el vivac a no menos de 50 metros del sendero principal y a no menos de 70 metros de un curso de agua.
  • Mantén el vivac fuera de vista de los trekinistas diarios. Por favor usar las técnicas de No Deje Rastro. Asegurarse que los vivacs estén prolijos, sin basura y no llamen la atención, para que visitantes sin la suficiente información no asuman que es un sector de acampe "libre". En muchas oportunidades, estos "campamentos" han atraído acampantes, especialmente no escaladores, los cuales no dependen de campamentos avanzados para lograr sus metas de multilargos.
  • No bañarse directamente en los cursos de agua. Mucha gente bebe del mismo curso de agua más abajo. Lavar y lavarse a más de 70 metros de los cursos de agua y utilizar detergentes biodegradables ó, idealmente, no utilizar detergentes.
linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram